2 de outubro de 2011

El asesinato de un poeta



De pie, con el móvil, un hombre hace una fotografía a las más de 50 velas, los ramos de rosas y claveles y las poesías y escritos pegados frente al número 12 de la calle de Palma de Sant Just, en el barrio Gótico de Barcelona. "¿Vivía aquí? ¿Y le han matado en su misma puerta? Qué fuerte. Y todo por una maldita bicicleta", dice en voz alta. Es un trabajador del barrio que, como la mayoría de los que hacen vida en la zona, se ha enterado de que un poeta valenciano, Salvador Iborra, de 33 años, murió acuchillado la madrugada del jueves.

Ver en El País