28 de novembro de 2012

LA JUNTA DE CASTILLA Y LEÓN CONDENA A LOS PUEBLOS...



VÍA CRUCIS POR LAS URGENCIAS NOCTURNAS EN LAS ZONAS RURALES.

            Los pueblos quieren vida y sus habitantes no estamos dispuestos a permitir el entierro al que están condenando las Administraciones Públicas al medio rural.

1ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque es una medida indecente que deja desamparados a los ya desfavorecidos, habitantes del medio rural.

2ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque la propia Junta de Castilla y León esta incumpliendo su Real Decreto que dice: “Cuando una zona de Salud esté constituida por varios municipios se fijará un municipio de cabecera cuya ubicación no será distante del resto de los municipios un tiempo superior a treinta minutos con los medios de habituales de locomoción, y en el que se ubicará el Centro de Salud”.

3ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque  nos parece una medida de mínimo ahorro y por lo tanto de escasa eficiencia ya que 100.000€ al año por centro entre una media de 4.000 personas, tocamos a 25 €/año cada vecino, cantidad ridícula teniendo en cuenta que están en juego vidas humanas a las cuales parece que la Junta de Castilla y León ha puesto precio.

4ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque esta medida discrimina al medio rural y por lo tanto incumple la Ley General de Sanidad en la que se dice explícitamente en su articulo nº3: “La asistencia sanitaria pública se extenderá a toda la población española. El acceso y las prestaciones sanitarias se realizarán en condiciones de IGUALDAD EFECTIVA.
5ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque esta medida también incumple la Ley General de Sanidad  en lo referente a su artículo 12: “Los poderes públicos orientarán sus políticas de gasto sanitario en orden a corregir desigualdades sanitarias y garantizar la igualdad de acceso a los Servicios Sanitarios Públicos en todo el territorio español- según lo dispuesto en los artículos 9.2 y 158.1 de la Constitución.

6ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque en términos de salud no se debe valorar la rentabilidad sino la prestación de un servicio que asegure el bienestar ciudadano como derecho de toda persona. Hay servicios que no tienen que ser rentables, simplemente son servicios básicos que hay que mantener.

7ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque en el medio rural no son válidos índices de población para justificar un cierre por poco uso, la dispersión geográfica es grande y es necesario incluir parámetros correctores.

8ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque la ampliación de las distancias a los centros de referencia aumentan la desprotección y los costes para los ciudadanos de los pueblos, quedando en clara desventaja con respecto al resto de la población.

9ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque han dejado desamparados a miles de ciudadanos del medio rural. Ciudadanos y ciudadanas de una media de edad muy alta residentes en zonas carentes de transporte público y en muchos casos privado y en zonas con malas comunicaciones y condiciones climatológicas adversas durante gran parte del año.

10ª Estación: Pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque no es justo que nos toque sufrir recortes en las prestaciones más básicas e importantes  y no se atrevan a decirlo claramente y disfracen de palabras con significados diferentes,  la Junta de Castilla y León  denomina reorganización el pasar de dos a uno sin dar más alternativas . 

11ª Estación: Y para finalizar, pedimos la reapertura de las urgencias nocturnas porque ya llevamos tres muertos que conozcamos, 2 en la zona de las Arribes de Salamanca y 1 en Muelas del Pan en Zamora, en los que la atención sanitaria tardó mucho más de los 30 minutos que nos dice la Isocrona establecida por la Junta de Castilla y León, quedando patente que el sistema que nos han implantado no funciona y pone en peligro la vida de los habitantes de las zonas rurales.

En nombre de nuestra madre La Junta, su hijo el Consejero de Sanidad y el Espíritu de la Sanidad de Calidad, se restablezcan las Urgencias Nocturnas.