8 de novembro de 2013

Premios del concurso Cuando los cultivos alimentan coches


Los seis premiados abordan con originalidad, ingenio y humor los problemas y desafíos del uso creciente de agrocombustibles, la crisis energética y la soberanía alimentaria.
“Chiro vive en Misiones, donde la tierra es colorada como el rubor que usan las tías viejas en los cachetes”. Así comienza uno de los seis relatos premiados del concurso literario convocado por Ecologistas en Acción bajo el título “Cuando los cultivos alimentan coches”. Serán publicados en un libro junto a los cuentos de escritoras, filósofos y activistas.

La originalidad, el ingenio y el humor se extienden por los cinco relatos escogidos por el jurado y el que ha elegido el público entre los más de 70 presentados al concurso. Cuentos como “Brisas de Caicara”, en el que el protagonista vuelve al pueblo del que huyó a consecuencia del conflicto armado, “La nueva de la clase”, donde diferentes tipos de energía comparten aula, o la fábula de “El maíz de Chiro”.

De “los pobres brokers de la bolsa de Chicago que especulan con los precios de las materias primas” habla otro de los premiados, “Ejercicio de estilo”, mientras que “El Terrero” se adentra en la vida de un excéntrico inventor y “Solo daño hacen” habla de una comunidad centroamericana enfrentada a la invasión de plantaciones de palma.
Los problemas vinculados a la expansión de los agrocombustibles, así como la necesidad de transitar hacia sistemas energéticos y de movilidad más sostenibles son los ejes de los cuentos. Y, sin duda, el tema más recurrente es el de los impactos que sufren las comunidades de países del Sur en cuyas tierras se instalan monocultivos para la producción de biodiesel: usurpación de tierras, militarización, contaminación de los suelos y fuentes de agua, intoxicaciones consecuencia de los productos agrotóxicos empleados, etc. Estas realidades son mucho más cercanas de lo que parece, ya que el mercado español de agrocombustibles se nutre en más de un 80% de soja, palma africana y otros cultivos descritos en los relatos. Frente a esta realidad, muchos cuentos también abordan las resistencias de las comunidades rurales, que defienden las semillas tradicionales y la agricultura campesina como pilares de su soberanía alimentaria.

Los trabajos seleccionados serán parte de una compilación de relatos sobre la temática del certamen, con relatos de escritoras como Rosa Regás o Juan Ibarrondo, filosofos como Santiago Alba Rico o Jorge Riechman, y activistas por la soberanía alimentaria como Gustavo Duch o Ester Vivas. Además el libro contendrá las ilustraciones de un grupo de ilustradores e ilustradoras colaboradoras.

Las problemáticas descritas en los relatos seguirán exisitiendo en un futuro inmediato si no se corrigen las políticas europeas que han fomentado el consumo de agrocombustibles. En este sentido, el Gobierno español está defendiendo en el seno del Consejo de Europa mantener los niveles actuales de consumo de agrocombustibles, frente a otras posturas que planteaban limitarlo, así como considerar las emisiones indirectas de cultivos como la soja o la palma. Para Abel Esteban, portavoz de Ecologistas en Acción, “la postura actual del Gobierno español permitirá más competencia por alimentos básicos y tierras cultivables, así como más cambio climático, cuando el impulso a los biocarburantes tenía como hipotético objetivo reducir las emisiones del transporte europeo”.

Cuentos premiados por el jurado:
Jurado compuesto por: Berta Iglesias, Paloma Pastor, Ana Belén Martín, Ignacio Escartín y José V. Barcia, ha seleccionado 5 relatos de entre los más de 70 recibidos

Cuento premiado por el público: El Terrero José Luis Simón Soler (Mojacar, Almería)

Más información sobre el certamen en: http://www.ecologistasenaccion.org/article26296.html